Ptosis o Caída de los Párpados

La ptosis o caída de los párpados, puede ocurrir en niños o en adultos. Usualmente los niños que presentan este problema desde el nacimiento, tienen una disfunción de su músculo, ya sea en un lado o ambos.

Si el músculo funciona muy poco, puede mejorarse la apertura de los ojos, mediante la cirugía suspensoria del frontal, que aprovecha la fuerza de las cejas para elevar los párpados.

Si la función está disminuída, pero aún es suficiente, puede ajustarse el músculo elevador del párpado para que permita levantar el párpado. La ptosis en el adulto, casi siempre ocurre cuando se suelta el tendón del músculo que levanta el párpado.

Se puede reponer el tendón tanto por una incisión en el pliegue del párpado y a través de una incisión conjuntival interna, para resolver este problema.

La mayoría de las veces, los párpados caen por un estiramiento del tendón que los une al músculo que los levanta.

Como típicamente el músculo conserva su fuerza original, la corrección quirúrgica de un párpado que antes era normal se basa en reparar el tendón estirado.

No es infrecuente que la persona desarrolle este problema después de una cirugía de catarata. Esta intervención es, en general, “la última gota” que hace que un tendón débil finalmente se estire.

Otras personas presentan ptosis al cabo de muchos años de utilizar lentes de contacto rígidas o luego de un traumatismo o golpe.

Hay pacientes que desarrollan este problema a causa de enfermedades musculares o neurológicas. Esto es altamente infrecuente y es posible identificarlo durante la consulta y el examen en el consultorio.

Las ptosis secundarias a traumatismos también pueden ser corregidas.

La causa más común de ptosis congénita es un desarrollo incompleto del músculo elevador del párpado. Este músculo es el principal responsable de levantar el párpado.

Los niños con ptosis congénita pueden también presentar ambliopía o falta de desarrollo de la visión, estrabismo u ojos desviados o visión borrosa por astigmatismo. Además, los párpados caídos le dan una expresión facial no deseable.

Artículos Relacionados