Ptosis Palpebral Congénita

La ptosis congénita, es la ptosis presente desde al nacimiento. Ptosis significa caída del párpado.

En general los chicos que nacen con un párpado caído, se debe a que el músculo funciona en una menor magnitud que lo normal.

Si ese músculo tiene una función regular a buena, podemos acortar el músculo de tal manera de generar mayor impulso con cada apertura de los párpados. Esta es la solución ideal siempre que sea posible.

En aquellos niños en que los párpados nacen con muy poca función del elevador del párpado superior, el músculo que eleva los párpados, si nosotros acortáramos ese músculo en exagerada manera para favorecer la apertura del párpado, sería muy difícil para el chico cerrar los ojos, y por eso es que en estos casos se elige la cirugía suspensoria del frontal.

Para la cirugía suspensoria se utiliza el movimiento de la ceja, que es un movimiento natural que todos utilizamos cuando el párpado está caído, y la cirugía consiste en vincular el párpado a la ceja, de tal manera que al levantar la ceja se pueda generar una buena altura de párpados y también permita el cierre de los mismos.

Esta es la única alternativa que existe cuando la función del elevador del párpado superior es mala.

Artículos Relacionados